El 30 de abril se debería leer el acta de independencia de Nicaragua


Nicaragua en esa firma no existía como República
Nicaragua no se independizó el 15 de septiembre de 1821. El acta de independencia que se lee en todos los actos patrios por millares de jóvenes y niños vestidos de azul y blanco celebrados ese día, no es más que el acta de independencia del Reino de Guatemala, cuando Nicaragua no existía como nación, sino como provincia de ese reino fusionada con el vecino país con quien nos disputamos el Río San Juan actualmente.

Este absurdo se debe a que toda la vida se ha inculcado desde la escuela que en esa fecha Nicaragua se independizó de España, lo cual resulta ser completamente falso cuando se le da una lectura correcta a la historia.

Viene esto a reafirmar mi tesis que en los colegios no se promueve el hábito de la lectura; y el problema nace desde las autoridades educativas que no sé por qué enseñan esto. ¿Habrá una causa clara? O ¿es simple boludencia de no enseñar los hechos como se deben?

Lo que voy a exponer toma como fuente principal Wikipedia, demostrando que esta historia verdadera que no se enseña está a la vista de todos.

Sucede que la Nicaragua que habitamos se declaró soberana e independiente el 30 de abril de 1838. Entonces, lo que sucedió ese 15 de septiembre del siglo XVII fue sencillamente la separación pacífica y voluntaria de España, que no tenía interés en seguir manteniendo como colonias a las empobrecidas provincias de la Capitanía General de Guatemala.

Mientras en las aulas de clases Miguel Lareynaga y José Cecilio del Valle gozan del privilegio de ser próceres gestores de la Independencia nicaragüense, en realidad fueron miembros de las mismas autoridades españolas de la época que, discutieron y redactaron el acta de independencia que conocemos, la cual conservaba las mismas leyes e instituciones coloniales al igual que en el campo económico las mismas estructuras productivas y las desigualdades sociales, para beneficio de los criollos quienes continuaron en posesión de sus grandes latifundios explotando la mano de obra indígena.

Este separamiento de España del Reino de Guatemala se vio inspirado por el Plan de Iguala, ejecutado en México por el político – militar Agustín de Iturbide, en el cual se establecía la Independencia de México de España, imponer la religión Católica como única y la unión de todos los españoles y americanos; conciliando los intereses de criollos y monárquicos al ofrecer el trono del imperio mexicano a un miembro de la casa real española.

Esta oportunidad fue aprovechada por los criollos centroamericanos, que para no perder los privilegios otorgados por el reino español se anexaron a un México a favor de Fernando VII aspirante a emperador de España, al mando de Iturbide, un año más tarde en 1922.

Esta anexión succionó a la dirigencia centroamericana. José Cecilio del valle, el prócer celebrado, fue nombrado canciller del Imperio mexicano.

La unión con México y España duró un año, pues en 1823 un general mexicano llamado “Antonio López de Santa Anna emprendió una campaña militar contra Iturbide y logró derrotarlo. Los partidarios de la independencia total llamaron a la organización de un congreso de las cinco provincias del reino de Guatemala confirmando así su definitiva separación de México. El congreso se reunió en la Ciudad de Guatemala el 24 de junio de 1823 y el 1 de julio se proclamaba que las provincias representadas en esa Asamblea quedaban libres e independientes de la antigua España, de México y de cualquiera otra potencia; y que no son ni deben ser patrimonio de persona ni familia alguna” precisa Wikipedia.

Nicaragua todavía no era República
Después de todos estos cambios políticos administrativos, las provincias del Reino de Guatemala decidieron formar las Provincias Unidas de Centroamérica, un nuevo estado compuesto por la unión de las cinco provincias Nicaragua, Guatemala, Honduras, El Salvador y Costa Rica.

Se firmó otra constitución que se proclamó el 22 de noviembre de 1824 y rebautizó al país con el nombre de República Federal Centroamericana y las provincias pasaron a ser estados.

Las rivalidades entre las ciudades de Granada y León, atrasaron dicho proceso, pero luego de una tregua se designó al granadino Manuel Antonio de la Cerda como jefe del estado. Pero al año siguiente el segundo al mando de Cerda le serruchó el piso, y las dos ciudades enemigas volvieron a la guerra.

Una delegación de la República Federal volvió a imponer cese al fuego, y “Pocos años después, siendo Jefe Supremo José Núñez en 1938, Nicaragua optó por separarse de la Federación centroamericana”, registra nuevamente Wikipedia.

Hasta en ese momento Nicaragua establecía su primera Constitución, que declaraba la soberanía de la nueva nación, y establecía un régimen parlamentario. Según la constitución, el poder ejecutivo correspondía a un "Supremo Director", cuyo mandato duraría dos años.

El resumen, lo hasta acá leído no necesitó de ardua tarea investigativa, sino de una lectura adecuada de los sucesos históricos registrados y que se enseñan mal en los colegios de toda Nicaragua, libre e independiente desde el 30 de abril de 1838.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Tienes idea de en que momento del dia fue declarada independiente ese 30 de abril de 1838?

Anónimo dijo...

Si se cuenta la historia de la independencia de Nicaragua en los centros de estudia solo que como Wikipedia dice se celebra la independencia de la corona española, luego se aborda lo sucedido después de el acta que son la anexión a México y la federación centroamericana, pero claro los que hemos estudiado la historia de nuestro país sin necesidad de Wikipedia logramos entender el contexto histórico de las fiestas patrias y comprendemos que nicaragua es independiente hasta que logra deshacerse del intervencionismo norteamericano y con la caída de la dictadura somocista

Publicar un comentario en la entrada